¿Cómo podemos tratar la depresión con el hongo melena de león?

¿Cómo podemos tratar la depresión con el hongo melena de león?

¿En que nos ayuda el hongo Melena de león?

La fitoterapia es considerada como una medicina complementaria y alternativa para tratamiento antidepresivos, con menos efectos secundarios y una buena tolerancia al ser ingeridos por los pacientes con depresiones. El hongo melena de león es considerado como alimento funcional con un gran valor nutricional y un poder terapéutico-farmacológico. Principalmente cuando lo encontramos en su fórmula mejorada como suplementación, tal como Dr. Tao lo ofrece.

En esta ocasión, hablaremos de un hongo con una gran particularidad, se trata de Hericium erinaceus. Este es un hongo que contiene una gran cantidad de efectos terapéuticos, principalmente para cuestiones referentes a nuestro sistema neuronal, también podemos encontrarlo por el nombre de melena de león.

El hongo melena de león contiene compuestos llamados neurotróficos, caracterizados por regular la supervivencia de nuestras neuronas, permitiendo cumplir su función en nuestro organismo.

Los cuerpos del hongo melena de león contienen sustancias que son bioactivas. Mismas que proporcionan ese potencial de terapia para nuestro uso, entre las funciones de ellas se encuentran las siguientes propiedades:

  • Antioxidantes
  • Antiinflamatorias
  • Antimicrobianas
  • Antihiperglucémicas
  • Hipolipidémicas

Además de tratar la depresión, se ha utilizado para tratar problemas cognitivos como el Alzheimer, Parkinson y accidentes cerebrovasculares.

Especialmente las hericenonas y erinacinas aisladas de su cuerpo fructífero, llamadas sustancias bioactivas estimulan la síntesis del factor de crecimiento nervioso (NGF). El factor del crecimiento nervioso que espera que H. erinaceus tenga algunos efectos sobre las funciones cerebrales y el sistema nervioso autónomo

¿Qué es la depresión y como nos afecta?

La depresión es un trastorno de carácter neuropsiquiátrico que afecta a una gran cantidad de personas de todas las edades a nivel mundial.

Entre los principales síntomas y signos comunes de la depresión está la pérdida de interés por realizar nuestras actividades cotidianas. La dificultad para poder concentrarnos, cansancio prolongado, incremento excesivo o disminución del apetito, desesperación, tristeza persistente y la inquietud son los síntomas principales.

El suicidio es una de las principales causas de muerte en adultos jóvenes en todo el mundo.

Cuando acudimos al médico especialista para tratar la depresión. Además de las terapias psicológicas se suele administrar medicación antidepresiva de forma continua y por un lapso de tiempo considerablemente amplio, para evitar que se tenga una recaída.

Se tiene estimado que alrededor del 50% de las personas que están diagnosticadas de padecer depresión han tenido efectos secundarios bastante notorios como dolores de cabeza, ansiedad, mareos, aumento de peso y disminución de actividades, así como la disminución del apetito sexual.

Haciendo mención de todo lo anterior es importante reconocer que, existe una variedad de terapias que se pueden utilizar y sirven como función de antidepresivos, estos sin necesidad de ser invasivos y sin efectos secundarios.

Es importante reconocer previamente que existe una gran cantidad de trastornos, es por ello es importante mencionarle a un especialista sobre la terapia que se desee administrar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.